viernes, 8 de noviembre de 2013

¿Cuál es el motivo?


Hay veces que me pregunto que es lo que impulsa, que es lo que da ganas, que es lo que motiva a la gente para hacer las cosas, ¿ Por qué el locutor de la radio siempre esta feliz y de buen humor, todos los días?, ¿Acaso no tiene días malos, días en los que no tiene ganas de hablar con nadie?, ¿Qué es lo q me da a mí fuerzas y ganas para levantarme un lunes a las 5 de la mañana para llegar a las 8 de a la universidad?, ¿Qué es lo que me hace darlo todo en un partido de rugby cuando no puedo más?, ¿Qué es lo que me da fuerzas, lo que me impulsa, empuja y motiva para hacer lo que yo quiero?

Motivos existen muchos para hacer las cosas que queremos, autosatisfacción, prestigio, fama, honor, orgullo o simplemente por simple placer. El placer,  el gusto, la sensación que te invade después de haber perdido un partido, de futbol, de rugby, de tenis, o de lo que sea, pero sabiendo que te has dejado la piel en el campo, que has hecho todo lo que estaba en tu mano para impedirlo. Esta sensación llevada fuera del deporte hacia la vida cotidiana no es habitual, cuando se falla o no se consigue lo esperado, nos hundimos, nos desesperamos, nos frustramos. Dicha situación tiene cabida cuando no existe un esfuerzo máximo, cuando no existe sacrificio para conseguir lo que queremos. En cambio si existe esfuerzo y sacrificio, da igual el éxito, la sensación que se consigue cuando lo damos todo es superior a las ganas de ganar.

Hace poco leí un artículo sobre Dean Karnazes, un hombre que un día celebrando su 30 cumpleaños de repente en mitad de su fiesta, se fue y corrió 50 kilómetros seguidos. Se lo conoce por correr 50 maratones en 50 días entre otros grandes retos. Él afirma que la capacidad para poder conseguir completar sus retos es un 15% físico, un 15% dieta, y un 70% mentalidad. Dean dice que el poder para conseguir los objetivos propuestos se haya en nuestra cabeza, en los motivos por los que hacemos las cosas.

 

Muchos habremos visto este video, el discurso del Coach Flowers,  y se nos ha puesto la piel de gallina, dice muchas verdades, pero yo me quedo con una: “…my heart and my mind will carry my body when my limbs are too weak…”

1 comentario:

  1. Vale... Y, cuál es tu interpretación de todo eso? Cómo lo relacionas con los aspectos que estamos tratando?

    ResponderEliminar